Ezequiel y el aterrizaje del ovni

 

Ezequiel 40:2 En visiones de Dios, El me llevó a la tierra de Israel y me puso sobre un monte muy alto, sobre el cual, hacia el sur, había una construcción parecida a una ciudad.

Ezequiel 40:3 Me llevó allá; y he aquí, había allí un hombre cuyo aspecto era semejante al bronce, con un cordel de lino y una caña de medir en la mano, y estaba de pie en la puerta.


Ezequiel 40:9 Midió el vestíbulo de la puerta, y tenía ocho codos, y sus pilares, dos codos. Y el vestíbulo de la puerta estaba hacia el interior.


Ezequiel 41:3 Luego entró al interior y midió cada pilar de la entrada, y tenían dos codos, la entrada tenía seis codos de altura , y la anchura de la entrada, siete codos.


Ezequiel 41:21 Los postes de la nave eran cuadrados, también los del frente del santuario; el aspecto de uno era como el aspecto del otro.


Ezequiel 41:23 La nave y el santuario tenían puertas dobles.


Ezequiel 42:1 Luego me sacó al atrio exterior, hacia el norte, y me llevó a la cámara que estaba frente a la zona separada y frente al edificio hacia el norte.

http://www.youtube.com/watch?v=7giWqNdujXo&NR=1
http://www.youtube.com/watch?v=reieFMNPyQQ&NR=1

Todo esto puede ser interpretado por personas más escépticas como símbolos que no han de tenerse en cuenta. La Biblia está llena de metáforas que son ambiguas y todas esas luces pueden ser desde fenómenos atmosféricos, hasta símbolos y formas de concebir a un ser superior o simplemente… invenciones.

Pero… ¿qué sucede cuando lo que se está describiendo detallada y minuciosamente es una nave capaz de volar y moverse?. ¿Qué pasa cuando no hay lugar a ambigüedades, de modo que un ingeniero de la NASA ve en ello claramente un ingenio técnico factible y además bien descrito de modo que lo dibuja y lo patenta oficialmente?.

Pues sucede que nos hallamos ante una de las maravillas que nos han dejado los textos sagrados de todas las culturas (en este caso, la judeo-cristiana) a los seres humanos de nuestro tiempo. Personas que crecidas por nuestros modernos avances tecnológicos consideramos ignorantes, casi “estúpidos” a nuestros antepasados, cuando si miramos estos escritos de vez en cuando e incluso a través de los ojos del citado ingeniero norteamericano Josef Blumrich, de quien hablaremos más adelante, recibimos una auténtica “cura de humildad”.

La visión del profeta

El carro de Yahveh

Es curioso el hecho de que, aunque hace difícil la comprensión de la descripción al intentar describir la visión con el lenguaje de la época; ya desde el principio denomina “carro” identificando aquello con un vehículo. Leyendo la explicación, parece como si le estuviera describiendo la visión a un ufólogo. Para no hacer muy pesada la lectura, pondré sólo algunos datos.

Yo miré, y vi un viento huracanado que venía del norte, y una gran nube con un fuego fulgurante y un resplandor en torno de ella; y de adentro, de en medio del fuego, salía una claridad como de electro.

En medio del fuego, vi la figura de cuatro seres vivientes, que por su aspecto parecían hombres.

Sus piernas eran rectas; sus pies, como pezuñas de ternero, y resplandecían con el fulgor del bronce bruñido.

Entre los seres vivientes había un fuego como de brasas incandescentes, como de antorchas, que se agitaba en medio de ellos; el fuego resplandecía, y de él salían rayos.

Yo miré a los seres vivientes, y vi que en el suelo, al lado de cada uno de ellos, había una rueda.

El aspecto de las ruedas era brillante como el topacio y las cuatro tenían la misma forma. En cuanto a su estructura, era como si una rueda estuviera metida dentro de otra.

Cuando avanzaban, podían ir en las cuatro direcciones, y no se volvían al avanzar.

Las cuatro ruedas tenían llantas, y yo vi que las llantas estaban llenas de ojos, en todo su alrededor.

Cuando los seres vivientes avanzaban, también avanzaban las ruedas al lado de ellos, y cuando los seres vivientes se elevaban por encima del suelo, también se elevaban las ruedas. …

Tomado de: http://www.mundoparapsicologico.com/82-A_El-Ovni-de-Ezequiel


A %d blogueros les gusta esto: